Conecta con nosotros

Internacionales

La socialdemocracia salió fortalecida de la elección que dirime la sucesión de Merkel

Publicado

el

Berlín – El Partido Socialdemócrata (SPD) se impuso por leve margen en votos y bancas las elecciones legislativas de ayer en Alemania, de las que surgirá un nuevo Gobierno y que marcan el fin de la era Merkel, según las primeras estimaciones. Sin embargo, los conservadores de la canciller saliente decían confiar aún en poder formar el próximo gabinete.

Scholz afirmó que se trataba de un “gran éxito” y afirmó que “muchos ciudadanos quieren un cambio de Gobierno” y que él sea “el próximo canciller”.

Scholz afirmó que se trataba de un “gran éxito” y afirmó que “muchos ciudadanos quieren un cambio de Gobierno” y que él sea “el próximo canciller”.

Pero los conservadores, pese a un resultado que admitieron como “decepcionante”, también prevén formar el próximo gobierno de acuerdo con las alianzas que puedan negociarse en las próximas semanas, advirtió no obstante Laschet, indicado por Merkel, de 67 años, como su mejor sucesor.

El fin de la era Merkel podría desembocar en una nueva guerra de jefes en la derecha alemana, donde el liderazgo de Laschet podría ser puesto en entredicho, ocho meses después de su elección.

¿Impasse?

Si debido a la fragmentación del voto el proceso se prolongara -analistas advierten que podría ser incluso hasta fin de año, tiempo durante el cual la actual canciller continuaría de manera interina-, la primera economía europea podría afrontar una etapa de parálisis política e incertidumbre.

Para los democristianos, las “pérdidas son amargas”, admitió no obstante Paul Ziemak, número dos de la CDU. Su partido nunca había caído por debajo del 30% de los votos. En 2017, había sacado el 32,8%.

MÁS NOTICIAS  Estados Unidos autorizará el ingreso de vacunados con dosis aprobadas por la OMS

En cualquier caso, los resultados que se van perfilando en Alemania presentan un renacimiento inesperado del SPD, dado por moribundo hace tan solo unos meses. Los resultados de las proyecciones fueron recibidos con euforia en la sede berlinesa de la formación.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que gran parte de los electores votaron por correo, por lo que estas estimaciones podrían cambiar en el escrutinio total.

Pese a eso, todo apunta a que los democristianos podrían sufrir un revés sin precedentes que podría complicar la sucesión de Angela Merkel dentro de la formación. Un resultado inferior al 30% sería una “catástrofe”, según el diario Bild.

Un descenso así ensombrecería, además, el fin del mandato de la canciller quien, pese a seguir siendo muy popular al término de cuatro mandatos y 16 años de ejercicio del poder, parece haber sido incapaz de preparar su sucesión.

Minorías

Los Verdes, liderados por Annalena Baerbock, que durante un tiempo aparecían como favoritos, recabarían, según los sondeos, un 14,8%. De este modo, batirían su récord de 2009 (10,7% de los votos) y progresarían seis puntos respecto a las elecciones de 2017.

Los liberales del FDP, en tanto -potenciales aliados de la CDU-, quedarían cuartos, con alrededor del 11,5%, lo que les daría la llave del Gobierno y los convertiría en un actor ineludible para formar una nueva coalición.

Por su parte, los ultraderechistas de la Alternativa por Alemania (AfD), cuya entrada en el Bundestag en las elecciones de 2017 fue muy comentada, confirmarían su permanencia en el tablero político. Sin embargo, con entre el 10% y el 11% de los votos, este partido islamófobo debilitado por sus problemas internos, registraría un leve retroceso respecto a los anteriores comicios (12,6%).

MÁS NOTICIAS  Roma vive una reñida segunda vuelta de las elecciones municipales

Si la tendencia se confirmara, Scholz podría estar en posición de suceder a Merkel y desencadenar el “cambio” que prometió al final de su campaña. Con todo, deberá componer una coalición tripartita, algo nunca visto en la historia contemporánea de Alemania.

Todo indica que se necesitarán largas e intensas negociaciones para formar una coalición, por lo que podría producirse una parálisis en la política europea hasta el primer trimestre de 2022.

Opciones

Los Verdes, que no han disimulado durante la campaña su disponibilidad para entrar en un Gobierno con los socialdemócratas, deberían participar en los diálogos.

La identidad de la tercera fuerza sigue siendo todo un misterio. Los liberales del FDP, claramente inclinados a la derecha, son un socio posible en una coalición “tricolor”.

Según las proyecciones de la televisión pública Ard, sobre un total de 730 escaños, los socialdemócratas obtienen 202, los conservadores 197, los verdes 110, los liberales 93, la 87 y la izquierda radical 40. De confirmarse esos números, quedaría excluida la coalición SPD-DieLinke-Verdes) que no obtendría la mayoría absoluta de 352 asientos.

Tras una campaña caótica marcada por sus meteduras de pata, Laschet, que parece perfilarse como el gran perdedor de la noche, tendrá que mostrarse muy persuasivo. Su último traspié: al depositar su voto, mostró la boleta a las cámaras, infringiendo la regla que marca que el voto debe ser secreto.

Fuente

Comenta con Facebook

Seguir leyendo

Copyright © 2020 - DEVALUADO.COM - Contacto: redaccion@devaluado.com - Información: info@devaluado.com - With the power of WPVip. - Design and develop
WPVip